20150701_145331

Mariana Soledad Muñoz Justiniano*

Las mujeres en esta era que nos toca vivir, estamos cada vez más dispuestas a sanar muchos de los conflictos internos, tabúes, miedos, viejas heridas familiares, de pareja, personales, etc. que nos oprimen, al hacer esto resquebrajamos poco a poco el sistema patriarcal, porque empezamos a cuestionarlo y a tomar más conciencia de nosotras mismas y hacernos cargo de nosotras también. Ese hacerse cargo es desde el corazón, desde la verdad, desde el amor.

Nos hacemos cargo desde formas novedosas que somos capaces de crear; hasta formas ancestrales que recuperamos y actualizamos; las cuales nos permiten promover la hermandad entre las mujeres o mejor dicho promover la sororidad[1].

Foto: Tania Quiróz Mendieta (2015)
Círculo de Sanación de la Energía Femenina y Menstruación Consciente. El Alto-OMAK. – Bolivia.

Los círculos de mujeres son un espacio que proviene de esta última forma. En un círculo de mujeres somos capaces de sanar, liberarnos, generar conciencia; es un espacio de mucha contención y amor. Es un lugar para compartir sabiduría: la nuestra y la de nuestras abuelas, de nuestras ancestras. Reunidas en la ritualidad y honrándonos mutuamente; mirándonos unas a las otras de igual a igual,  muchas veces recuperando la voz, porque en el círculo todas tiene la palabra, no hay jerarquías, el círculo promueve la horizontalidad, pero de manera circular, cíclica, como las mismas mujeres somos [2].

Las mujeres tenemos nuestra esencia cíclica, porque estamos ligadas a los ciclos de la luna; nuestro ciclo menstrual está vinculado sabiamente a ella… Solo es saber escuchar. Incluso hombres y mujeres nos encontramos regidos por las fases lunares; estudios científicos demostraron que neurotransmisores del cerebro humano, se producen en mayor cantidad en ciertas fases y que podemos organizarnos en función de eso para realizar nuestras actividades de manera más productiva y acertadamente sana.  Esta es la relación entre neurotransmisores y fases de la luna  Primera semana lunar: acetilcolina (Luna Nueva/Cuarto Creciente) Segunda semana lunar: serotonina (Cuarto creciente/luna llena) Tercera semana lunar: dopamina (Luna llena/Cuarto menguante) Cuarta semana lunar: norepinefrina (o noradrenalina) (Cuarto menguante/luna nueva) [3]

Este estudio está bajo las lógicas científicas y masculinas de cómo podemos hacer uso de ese conocimiento para aumentar la productividad en nuestras vidas. Pero ¿cómo vivenciamos la luna las mujeres? Las mujeres somos más sensibles a los procesos que pasamos, porque no solo nuestros cerebros están conectados con ella, como lo explica este estudio; sino también nuestros cuerpos de mujer: nuestro útero y ovarios… nuestra sexualidad, nuestro potencial creador y creativo… nuestra sangre menstrual están vinculada a ella.

Foto: Mariana Muñoz (2015)
1ra. Carpa Roja Tejedoras de Sueños – Zona San Pedro, La Paz.

Una forma de reunirnos en círculo son las Carpas Rojas, las cuales vienen de las tradiciones ancestrales de pueblos indígenas;  como los nativo americanos que tenían Tipis Lunares o tiendas lunares en los que se reunían las mujeres menstruantes. En este lugar las mujeres más viejas iban pasando su sabiduría a las más jóvenes, sobre cuidados, ritos, uso hierbas medicinales. Se consideraban sagradas a las mujeres ya que se aprendía “a honrar el fuego creativo que emana del útero” por la relación profunda que existe entre la Madre Tierra y el Universo.[4]

Este espacio no era de exclusión, el mundo masculino estaba consciente del poder que tenían las mujeres menstruantes en ese momento, pues se consideraba que durante los sueños podrían recibir mensajes importantes para su sociedad; y así se honraban a las mujeres y a su sabiduría.

Actualmente las Carpas Rojas se están activando en muchos lugares del mundo, promovidas por los círculos de mujeres. Son espacios acogedores (permanentes o eventuales; quizá instalados en luna nueva o llena; pueden tener un lugar fijo o rotar en la comunidad; pueden asistir tanto mujeres menstruantes como no menstruantes y de todas las edades); generalmente se caracteriza por estar decorado con telas rojas en el que las mujeres reunidas en círculo podemos descansar, compartir experiencias, historias de su vida, saberes, meditar, danzar, cantar, reír, llorar…

Fuente: http://genteconconciencia.es/blog/wp-content/uploads/2010/08/ciclo-luna-blanca.jpg

Re-conectarnos con nuestros cuerpos y cuidarlos, re -conectarnos con su ciclicidad, su sexualidad, hablar de nuestro ciclo menstrual, de la sangre menstrual o luna; sembrar la luna[5]… y en suma crear juntas una nueva conciencia de ser mujer, que nos lleva a sanar: “Cuando sana una, sanan todas”, así honramos y celebramos a las mujeres creando una amorosa hermandad femenina. Sobre este tema te sugerimos leer a Miranda Gray, especialmente su libro Luna Roja. Los dones de la sangre menstrual.[6]  Quien describe los cuatro arquetipos de la mujer: la doncella o virgen, la madre, la hechicera y la bruja o vieja.

¿Cuál la importancia en la actualidad de las Carpas Rojas, ya sea que tenga la decoración roja o no, ya sea que sea una carpa o una casa particular, o cualquier espacio que se pueda disponer para reunir en círculo, un círculo rojo? Su importancia radica en todo lo que hablamos pero además porque se constituye es un espacio para generar una menstruación consciente, ¿Y qué significa menstruación consciente? En el siguiente artículo profundizaremos sobre la Menstruación Consciente, te invitamos a seguirnos.

Invisibilizar nuestra sangre menstrual y nuestros ciclos es invisibilizar a la mujer…
¡¡¡No dejemos que nos invisibilicen!!!
(Energía Femenina; Dazet-Zol)

Visita nuestra Página de Facebook: Energía Femenina Bolivia: entérate de nuestras actividades, Carpa Roja, Círculos de Mujeres y Talleres para la sanación de la Energía Femenina. Únete a los grupos: Carpa Roja Tejedoras de Sueños y Energía Femenina Bolivia.

www.energiafemeninabolivia.com

La carpita está abierta de lunes a viernes de 16:00 a 18:30
Y tenemos círculos en noches de luna nueva y luna llena. Hrs. 19:30

Actividades especiales, talleres y más todos los sábados
Energía Femenina Bolivia te ofrece productos en su tiendita y un espacio de terapias complementarias: Terapias SER Y FLORECER

¡¡¡Las esperamos!!!

Estamos ubicadas en la zona de San Pedro, La Paz – Bolivia
Mayores informes: Cel. 70562500 – 72554553 – 70569348

[2] Para conocer más de los círculos de mujeres te sugerimos leer este pequeño pero importantes texto de Jean Shinoda Bolen. El Millonésimo Círculo. Descarga el pdf. en la siguiente dirección: http://www.gatherthewomen.org/wp-content/uploads/2015/06/Shinoda-Bolen-Jean-El-Millon%C3%A9simo-C%C3%ADrculoEnsayo-pdf.pdf
[3] Acá puedes leer a profundidad un artículo muy interesante y bastante explicativo sobre estas investigaciones, donde destacan Mark Filippi, Douglas Rushkoff y Marshall McLuhan: http://pijamasurf.com/2015/04/el-cielo-en-el-cerebro-la-fascinante-relacion-entre-la-luna-y-los-neurotransmisores/
[5] Rito en el que se siembra la sangre menstrual honrándola. Te invitamos a ver este lindo documental: Círculos de Luna Roja. https://www.youtube.com/watch?v=Kfw6dhEMSyc
[6] Puedes descargar el libro en este link por dropbox: http://atikilla.blogspot.com/2013/06/libro-luna-roja-de-miranda-gray.html

*Mariana Soledad es Terapeuta Reiki Usui, Registros Akáshicos, Facilitadora de Talleres para la Sanación de la Energía Femenina, Guardiana de la Carpa Roja Tejedoras de Sueños, Guardiana de los Módulos 1 y 2 (versión presencial La Paz – El Alto) de la Escuela de Bruja de Luz, Consultora en Ciencias Sociales.

Write a comment:

*

Your email address will not be published.

© 2017 Energía Femenina Bolivia

Siguenós en: